IMPLICA-GMG está gestionando la demolición de un edificio en ruinas en Manresa.

IMPLICA-GMG ha gestionado el derribo parcial de un edificio declarado en ruina técnica y urbanística en el casco antiguo de Manresa, en las calles Sant Miquel y l’Arc d’en Botí. Partes del inmueble, con más de 150 años de antigüedad, están además protegidas por el catálogo de protección del patrimonio de Manresa, lo que ha dificultado las actuaciones de demolición y ha requerido la conservación y consolidación parcial del edificio. El edificio constaba de planta baja más cinco plantas y presentaba riesgo de colapso debido a su estado de abandono. La planta baja está compuesta por restos de un edificio preexistente datado de los siglos XIII-XV. Fue declarado en ruina técnica y urbanística debido al agotamiento estructural y la conformación volumétrica no conforme.

IMPLICA-GMG ha coordinado conjuntamente con el Ayuntamiento de Manresa la redacción de un proyecto de demolición priorizando la seguridad, con el objetivo de lograr la opción más equilibrada entre los intereses de todas las partes afectadas. Los trabajos de demolición han sido encargados a la empresa local VILÀ VILA y se espera que finalicen durante el mes de noviembre.

Comparteix aquest post:

Post relacionats

El nostre equip està aquí per ajudar-te